No podré escribir versos bellos esta noche

No podré escribir versos bellos esta noche
mis manos dejarán su campanilleo triste,
no podre acariciar una mejilla, un silencio;
no queda nade que porte una vela;
ni un responso por mi eterno descanso;
no quedan luces para tanta soledad;
ni reclinatorios para un silencio cauto;

Quizás sea la última campanada nocturna
un último suspiro, el último orgasmo;
el camino hacia los momentos filosóficos
en el que dos manos se entrecruzan;
nadie me recordará cuando haya muerto;
no quedan sonidos en mi mesa;
la cama dejará sus sábanas deshechas
y el libro electrónico quedó sin batería;
solo queda el recuerdo, el beso dulce
la lágrima de mejilla a mejilla;
ese vientre cálido sobre mi cuerpo
esos te quiero puestos en un post-it en la nevera

No podré escribir versos bellos esta noche....

Comentarios

Entradas populares de este blog

Te describo de nuevo

Queda poco

Tu y yo