Entradas

Mostrando entradas de junio, 2016

susurros

Dentro de la risa el beso es dulce,
como la noche desnuda su forma;
es el silencio de la noche
cuando dos besos resucitan
y el nombre del amor cambia
al describir las horas que suenan
se alimenta la cordura,
el amor resuena en las ilusiones
que se ponen las mejores galas
para que los susurros escriban las formas
en las manos dulces que acarician...

Resumo mi amor en las caricias del tiempo,
en los domingos mientras te abrazo;
las sensaciones que me provocas
cuando te veo reflejada en el espejo del dormitorio:
quizás sea distinto el camino;
pero la sensación es igual;
donde un día se escondió el amor;
cuando vuelve la luz refulgece como el que mas;
el sonido de las olas en los pies;
el sentirse especial, las caricias dadas con el alma:
no quedan segundos para todo lo que echo en falta,
y mis labios quedaron secos de echar de menos los tuyos,....

Cuando te veo dormida

Escribo estas palabras al observarte dormida, no hay privilegio mayor que disfrutar de tu vientre; de suspirar el mismo aire que tú; descubrir cada centímetro de tu piel; amar tu amor, sentirte centímetro a centímetro...
Te veo dormida y como una luz invisible ilumina mi vida; por fín llegaste; el deseo hecho realidad, la caricia deseada; el beso que se convirtió en mujer; tu, te admiro como admiro una obra de arte; con la intensidad de la primera vez; del sonido de un piano en la noche; de los nervios de los primeros versos; los primeros trazos en un papel, siento tus dedos en mi espalda componiendo días de amor; en mis labios...
Si volviese a nacer, volvería a buscarte; ha habido tanta luz, tanto amor.... amor no dudes del camino de mis pies iluminado por el sendero de tus labios; que quiero elevar al amor nocturno en el que suspiro cada noche por ti

Te busco y te encuentro a cada paso

Busco las noticias de tu nombre; suena el dulce olor de las amapolas y leo las palabras de tus dedos; cambio la hora del reloj para detrás para que vuelva a ser la hora,  la hora que te volví a ver por primera vez; la primera caricia, el primer beso;
Cualquiera será el sonido del mar en la que tu y yo paseábamos; y sosteníamos el amor, me siento el aire de tus pulmones; el vuelo de mis labios en tu cintura; suspiros nocturnos al abrazo de las farolas y mis ojos reflejados en los tuyos; la magia explotando por las esquinas; donde el amor surgió una noche; el aletear de tus pies en la arena; y la emoción de seguir tus pisadas; calmar la noche de la distancia en los besos que te robé y en las velas que se encienden para nosotros; las caricias, el sexo cóncavo y convexo y las nostalgias, el amor que se respira en cada poro  de nuestras pieles

Qué rapido pasa el tiempo

Qué rápido pasa el tiempo, desde la última vez que estuve entre tus brazos desde la última caricia que te di en el autobús y miraba con nostalgia el momento en el parque, los sonidos acompasados de nuestros corazones que cantan los dos el mismo acorde
Qué rápido pasa el tiempo; y ya en unas horas volveré a estar contigo; susurraremos juntos al anochecer; y el piano por fin tocará para nosotros; volveré a sentir tu piel en contacto conmigo; volveré a emocionarme al decirte que te amo a erizárseme la piel al rozar tus manos a desmayarme de emoción cuando te bese; porque por fin mi mayor deseo está conmigo; mi mayor ilusión, mi mayor cariño; ahora que te conozco ya puedo afirmar; que por fin se lo que es amor
Qué rápido pasa el tiempo, y que dulce es el reencuentro; volver a escribirte cartas al anochecer; y convertirte en la musa de mis versos qué rápido pasa el tiempo y cuanta felicidad desde que llegaste y que agobio por la velocidad difusa del tiempo....

Al verte dormida

Despido mi noche al verte dormida;
susurrar caricias sobre tu almohada,
quedo en silencio, y pienso,
el cielo se ha conjurado
para traerme su mas bella estrella,
y ponerla conmigo esta noche;

Desnuda, mi memoria camina sobre tus labios;
y  descubro la serenidad de una estrella fugaz,
que se posó en tu vientre tibio
donde cada vez descubro el mismo mapa
y deseo perderme, como hoy una vez más;

Canto una nana dentro del sueño de tenerte;
al suspiro de una mariposa en el lóbulo de tu oido;
en la radio está sonando nuestra canción;
y mi mano escribe tu nombre sobre un papel;
en las nostalgias de aquel día que te besé por primera vez
aquella guitarra que fue nuestra confidente,
y los mensajes ocultos que solo tu y yo entendíamos,
en el lenguaje de los versos ocultos;
las soledades en mis noches de tu sonrisa;
cuando me abrazas por detrás y me besas;
es el paraíso y el Parnaso de mis Silencios,
cuando mi voz busca la tuya, y se encuentran;
caminante de tus labios frescos de la mañana;
en los…

se acerca que te acerques

Traes de otro mar susurros,
en las ilusiones que sometí a mi pasado;
en las ilusiones que un día deseé
y hoy ya por fin son reales;
calmas las dudas de mis pensamientos;
el domingo del ocaso; siempre te siento;
como una leve pluma en mi almohada;
en la guitarra que enmudeció un viernes;
y el sábado se convirtió en la canción de tu cuerpo
olvidándome del reloj; ya no hace falta;
ya no tengo que contar el tiempo hasta que llegue
esa persona que quiero que ocupe mis sueños;
ya no necesito beber en silencio mis lágrimas
esperando que la nostalgia me traiga una nueva luz;
ya existe la compañía, ya existe la caricia;
por fin tantos sueños y anhelos se hicieron reales;
ya pude habitar en mis sueños, compartir con ellos;
poder tocar el cielo cada segundo; ya es real;
ahora la balada toma un nuevo sentido;
las rimas toman forma de mujer;
y las sensaciones ocultas toman luz;
y caminando paso a paso, en mi memoria
voy echando lastres, voy olvidando,
a la espera de poder verme reflejado
en dos es…

en nostalgia

Te desnudo en las noches que pasamos juntos;
cuando las nostalgias dulces toman forma.
quiero susurrarte al oido mi ultimo secreto
que seas la mejor conspiración en mis noches,
mientras escribo tu nombre en la libreta
en la que creo sensaciones a cada momento.

Escribo ilusiones en un papel añejo
que aun guarda el sabor de tus labios;
cuento las horas que guarda tu cintura
en la caricia que aún no se te ha dado
suena entre mis dedos la voz del viento
que trae un recuerdo de una cena para dos;
el banco donde hace dos semanas te besaba
dejó tu esencia y te siento conmigo;
la carta que aún no escribí me recuerda
que en unos instantes serás mía de nuevo
volveré a caminar entre los pliegues de tu cuerpo
preparando los instantes que seamos unos todo;
en que el reloj debería de pararse unas cuantas horas;
nos debemos mucho tiempo el uno al otro,

Nuestro amor es nuestra tortura y nuestra cura;
caminé por caminos muy duros hasta que apareciste
en las noches que envenené mi pasado
pero al final …

Mi combinación

Imagen
Quedaré en silencio cuando tu me veas, cuando la noche quede para los dos, volveré a amarte como aquel día en que tu y yo eramos lo único que existe; caen los pétalos de una rosa de tu jardín, y las soledades de mis dedos sin los tuyos no hacen más que desearte cada vez mas; te quiero, no olvido aquella noche en aquel bar, aquel abrazo; no existía nadie, solos tu y yo y la música dejo de sonar para nosotros; no lo necesitábamos, nuestros corazones bailaban el vals del silencio en el amor que derrochábamos; canciones para dos manos unidas...
Siento cómo la nostalgia me abraza esta noche y tus ojos me miran, brillan, como las olas de ese mar que un día te prometí pasear juntos,
susurrarte el amor que profeso por ti cada día, escuchar los latidos de tu corazón y acompasarme a él; olvidarme de todo, no necesito nada más; tus labios llamándome en el lenguaje que solo tu y yo sabemos; desnudar tu piel y encontrarme con tu esencia de tí, y desnudarme y encontrarme con un reflejo de tí; combin…

Te creo dia a dia

Silencio, el beso tenue toma forma,
el color del día desnuda la caricia,
los recuerdos del pasado se despiden
y ya no son las horas del bullicio;
quedo entretenido con tu cintura,
y busco el hogar para dormir esta noche;
quiero cambiar la hora del reloj,
que vuelvan a ser las once y cuarto,
que el autobús vuelva a ti,
que mis manos busquen las tuyas
y la música de la estación cante tu nombre...

Domingos de luz con tus ojos de guía,
la ciudad toma un cáliz distinto al verte,
las sonrisas son el camino a seguir,
y entre acordes y rimas besarte,
como si no hubiese un mañana,
disfrutar cada segundo contigo,
para en mis recuerdos crear,
crearte partícula a partícula,
y para que en mis sueños en soledad
tengan tus labios donde cobijarme....

Cuando vuelven los recuerdos

Camino entre las esencias de una noche,
donde las rimas se desnudan en el mar,
y las baladas de violín acarician tus tobillos;
suenan las noches distintas desde aquel día,
descuentan los segundos hasta el beso;
las nostalgias suspiradas en silencio;
los besos desnudos al amanecer;
las caricias llenas de te quieros,
las noches sin los labios del ser amado;
las páginas de un libro desnudo;
los susurros a la luz de las velas...

Busco delicias entre tus dedos,
calmar el veneno de la distancia,
olvidarme de todo,
sentir que estás aquí, que no te has ido
que todo vuelve a ser como al principio,
que la distancia no es el olvido,
que tus labios aun recuerdan los míos;
no quiero olvidar el olvido,
necesito susurrarte entre sábanas,
calmarme mientras me sumerjo entre tus piernas;
y correr sin límites, cogido de tu mano,
sentirte entre mis brazos, y volar,
volar a un universo donde solo estemos tu y yo
y los labios sean nuestro colchón
y tus ojos las estrellas que me guíen en mi noche.....

cuando la nostalgia toma forma

Podría escribir en tus labios
los momentos que desaparecieron de la noche,
sueño cada caricia como si fuese la última
sigo buscando las noticias de aquel día
recordando como fue la casualidad
lo que hizo que naciese  el sonido
en las calles que podrían ser unas calles normales,
pero desde aquel día tienen otro sentido
y otro color los bancos del parque....

Sonrisas en la televisión, música muda;
caricias dentro de los bolsillos fríos,
y los agujeros sucios del viento
que ya no tienen nombre,
solo el traqueteo de zapatos llenos de polvo,
las guitarras enmudecieron las playas,
y mientras mis dedos teclean las ausencias de tus ojos
una caricia desgrana una balada en la radio,
y recuerdo las  ilusiones que un dia creamos juntos,
y ahora a kilómetros suena tu voz,
y recuerdo como estuve ayer entre tus brazos,
y cantamos juntos a la luz de la luna nuestra vida juntos...

Resuena la noche, las luces de la ciudad me cuentan tu voz
mientras una lágrima grita su dolor en mis mejillas
donde tus l…

recuerdos del fin de semana

Creo mis palabras en las noches dulces, mientras la luna canta las baladas de un adiós; una cama dejo tu esencia un amanecer, donde aún queda el olor de nuestros cuerpos, en el portátil un video de humor, sobre mujeres; mientras te veo dormida, desnuda, querria captar todo y cada uno de tus segundos, y guardarlos para siempre en mi memoria...
Quedan las horas que tu y yo nos besábamos a la sombra de aquel pasillo que nos tapaba, y en el banco del recuerdo, sentados escribirte un poema de amor, caminar e la mano por tu ciudad, amarte sin fin, quiero exprimir todos y cada uno de los instantes contigo, robarte miradas, saborear tus labios como si fuese la última vez y mientras me cuentas sobre una iglesia muy antigua, mirar las parejas en los bancos y las rosas de la boda que paso antes...
Cada momento que pasa, un segundo menos para estar en tus brazos, caminar por los recuerdos juntos y siempre haya una luz, y en esa luz sentarnos tu y yo y ver el paisaje al salir las estrellas ver co…

susurrando al ocaso

La noche desnuda la caricia que queda en los pliegues de tu camisa, susurra los momentos que hablan en tus dedos, domina los instintos, plasma el beso en una cintura, al acariciar una guitarra con los labios; quizás sea susurros, quizá sea amor; el sonido de dos corazones en silencio; las olas dormidas al  calor de tus labios, caminando entre los recuerdos que te nombraban; como aquella noche te robaba estrellas para ponertelos en la cama para que durmieses agusto.
Las horas dulces vuelven al cambio; y vuelan entre las caricias del ocaso; quedan horas para que la noche deje de tener nombre; un anochecer viendo como la ciudad se va durmiendo y una cabeza apoyada en otro hombro hablan de amor

Horas sin sueño

La noche desnuda su manto,
al caminar por la incertidumbre cierta.
que sisilea en las caricias silenciosas
que luchan entre unas sábanas;
suena en la radio una balada mustia
escrita con una guitarra solitaria;
y en las botas rellenas de polvo
miles de historias contadas en verso.

Despistado del camino de ayer;
susurran las páginas de un libro
que cuenta el amor que un día nació,
y poco a poco se fue haciendo más grande,
en perfecta y perpetua sincronía;
es el amor que camina en las esquinas;
dado en millones de idiomas;
donde un escritor se inspira en una cintura
y unos pies dulces caminan en el parqué:
-Sabría que volverias, te echaba de menos.
No queda lugar para ninguna duda,
El Sol y la Luna se fundieron en un beso;
y nació una sensación en unas horas sin reloj

Luces de espera

Escribo tus labios en una página de periódico y discuto sobre el acertijo de tu pasado, susurro las miradas dulces del tiempo que hoy son realidad, tu compañia la mejor en estos tiempos de crisis, donde la oscuridad abrazó mi pensamiento y pensé que solo seria un oscurecedor creador  donde la sonrisas traían puñaladas rastreras, y los versos quedaban olvidados en una copa mustia...
La voz del acompasamiento retorna luz y la guía del reloj da marcha atrás ya es la hora que reciba unos susurros y las caricias sean tomadas con la forma del amor, la música suena lenta, para los dos, abrazados a la luz de la luna, por un paisaje que trae ilusiones, hoy hechas realidad, tus ojos en los míos, y la emoción en ellos, haciendo una canción a media voz en tu cintura desnuda, donde me  acurruco y esperamos juntos un nuevo amanecer...