Al verte dormida

Despido mi noche al verte dormida;
susurrar caricias sobre tu almohada,
quedo en silencio, y pienso,
el cielo se ha conjurado
para traerme su mas bella estrella,
y ponerla conmigo esta noche;

Desnuda, mi memoria camina sobre tus labios;
y  descubro la serenidad de una estrella fugaz,
que se posó en tu vientre tibio
donde cada vez descubro el mismo mapa
y deseo perderme, como hoy una vez más;

Canto una nana dentro del sueño de tenerte;
al suspiro de una mariposa en el lóbulo de tu oido;
en la radio está sonando nuestra canción;
y mi mano escribe tu nombre sobre un papel;
en las nostalgias de aquel día que te besé por primera vez
aquella guitarra que fue nuestra confidente,
y los mensajes ocultos que solo tu y yo entendíamos,
en el lenguaje de los versos ocultos;
las soledades en mis noches de tu sonrisa;
cuando me abrazas por detrás y me besas;
es el paraíso y el Parnaso de mis Silencios,
cuando mi voz busca la tuya, y se encuentran;
caminante de tus labios frescos de la mañana;
en los sonidos que me hablan de aquel día

Comentarios

Entradas populares de este blog

Te describo de nuevo

Queda poco

Tu y yo