otra primera vez

El beso se desnudó,
no quedo instantes dulces,
el silencio se hizo horma del zapato,
quizás suene pesado y repetitivo,
pero los relojes son iguales siempre,
solo hacen una cosa, siempre igual,
y la monotonía llega a ser pesada.

Unos labios se visten de rojo
y unos ojos brillan, hay emoción,
hay deseo, hay ganas de verse reflejados,
se siente que hay mariposas invisibles....
cada instante los recuerdos buenos vuelven
y una sonrisa emocionada vuelve a surgir,
como un quinceañero, como la primera vez....

Cantan despacio la ultima canción de la radio;
las manos se vuelven, se luchan, se arañan, se aman....
como dos volcanes en erupción simultánea,
ya no queda nada, ya son todo,
el verbo y el verso se hizo carne,
y el tiempo, solo por un instante, se volvió a parar

Comentarios

Entradas populares de este blog

Te describo de nuevo

Queda poco

Tu y yo